Miércoles, Agosto 23, 2017 República del Perú
   
Text Size

Violencia Intrafamiliar

Considerando que la violencia intrafamiliar es un problema complejo y multidimensional, se hace necesario precisar alcances de su definición. Es una manifestación del ejercicio de poder de una persona sobre otra, y va a corresponder a los comportamientos que afectan la salud, seguridad y bienestar de uno o más miembros de la familia mediante:

  • Abuso físico (con o sin lesión) o amenaza de abuso físico.
  • Abuso sexual o amenaza de abuso sexual.
  • Abuso emocional, verbal y psicológico.
  • Abuso económico (incluyendo no pago de pensiones alimentarias, de estudios, alquileres).
  • Intimidación (amenazas directas).
  • Acoso (llamadas telefónicas, cartas, etc).
  • Daño o destrucción de la propiedad.
  • Ingreso al domicilio de la víctima sin su consentimiento, en caso que la pareja no comparta la residencia.

La violencia intrafamiliar se constituye en una pandemia que aqueja no solamente a los países pobres sino también a los países desarrollados. En países latinoamericanos los estimados realizados indican que las consecuencias económicas de la violencia familiar equivalen al 2 a 4% del PBI.

En el Perú, no existe información integral sobre la violencia doméstica. Los estudios sobre el tema son parciales y enfocados casi exclusivamente sobre la violencia conyugal contra la mujer, mientras que la información que proviene de los servicios que intervienen sobre la problemática –Defensorías del Niño y del Adolescente, Centros de Emergencia Mujer (CEM), Módulos de Atención al Maltrato Infantil (MAMIS), módulos de justicia del Poder Judicial, Ministerio Público y comisarías– adolece de gran sub registro.

Según reportes epidemiológicos del MINSA, 84.7% de las víctimas atendidas por violencia familiar son mujeres, mientras que 15.2% son varones. Del total, 61% son menores de 15 años. En consecuencia, las más afectadas son las niñas y adolescentes. En cuanto a los Centros de Emergencia Mujer del MIMDES, 16% de los casos atendidos son niños, niñas y adolescentes hasta 17 años.173 De este total, 73.1% refiere violencia psicológica, 43.9% violencia física y 23.9% violencia sexual.